Gure aita zeruetan zarena…

Garcia Macua asamblea AthleticSeñores directivos del Athletic, la pretemporada comienza en dos días. Sí, en un abrir y cerrar de ojos, los jugadores rojiblancos estarán ejercitándose en Lezama. Y tenemos un lío montado jamás visto en la historia del Athletic. Dimisión de algún dirigente, oscuridad en la política de fichajes, altas y bajas, discrepancias en este apartado entre nuestro presidente y nuestro entrenador, infructuosa búsqueda de un hombre emblemático que ponga orden en Lezama y se pueda convertir en nuestro director deportivo, jugadores básicos lesionados (Javi Martínez)… En una palabra, el sendero que transitamos no es el idóneo. Y es cierto que quedan casi dos meses para el inicio de la competición liguera, pero tenemos a tiro de piedra una eliminatoria de Copa de La Uefa y dos partidos de La Supercopa de España. Y si no estamos todos en un ambiente respirable desde un principio, el futuro se puede complicar en menos de lo que dura un suspiro. Y es que en Bilbao gustan mucho los torneos europeos y un adiós a las primeras de cambio podría generar mal rollo.

Y hablando de todo un poco, ayer un amigo me decía que el Athletic se está metiendo en terreno farragoso por su política de fichajes. Yo rápidamente le repliqué. Ese no es el problema. Yo estoy plenamente a favor de nuestra bendita filosofía. Es más, el día que se decida contratar a jugadores extranjeros, yo me borro del mapa rojiblanco. Prefiero bajar a Segunda División. El asunto radica es que nosotros en muchas ocasiones encarecemos el producto. Hay que actuar con más sigilo y no airear tanto “queremos a éste o a aquel” porque si no el rival, sabedor de que lo necesitamos, pide el oro y el moro. Además, me da la sensación de que no tenemos controlado el mercado de Euskalherría en las debidas condiciones, ni el resto de jugadores vascos que andan fuera. O dicho de otra manera, no sabemos actuar en el momento justo y en el lugar adecuado. Y esto si es un fallo garrafal. Si nuestro principal trabajo es “excavar” en la cantera y estamos fallando, lo mejor es poner el candado en Lezama e irnos todos para casa.

En definitiva, lo que se presagiaba la temporada de la ilusión tras el subcampeonato de Copa y la clasificación europea, se está convirtiendo en una tortura. Esperemos que en las próximas semanas, lo vivido haya sido un mal sueño y el Athletic se estabilice. En caso contrario, empecemos a rezar el “GURE AITA” porque nos podemos ir “pa” el piso. Yo por si acaso comienzo: ”Gure aita zeruetan zarena…”

Etiquetas:


Un tinerfeño vasco por los 4 costados. Siempre agradecerá a su padre haberle inculcado el amor por el Athletic de Bilbao. No soporta a los jugadores que van de estrellita. Él y su sestaotarra mujer Zuriñe nos invitan al Bar Mendi que regentan en el Puerto de la Cruz.

Deja un Comentario

© 2013 harrobi.com. Todos los derechos reservados.